Quemchi conmemoró el 21 de mayo con impecable desfile cívico

Organizaciones civiles y colegios de la comuna pasaron revista frente a las autoridades y honraron la memoria de los héroes patrios.

Con un gran espíritu cívico, diversas organizaciones civiles y colegios de Quemchi, rindieron honores a los héroes patrios Arturo Prat y Carlos Condell, y con ello, a los 141 mártires que dieron su vida para defender los intereses de Chile, en los acontecimientos sucedidos un 21 de mayo de 1879, en el Combate Naval de Iquique y de Punta Gruesa.
Las conmemoraciones se iniciaron temprano con una ceremonia en la Capitanía de Puerto de Quemchi, donde asistieron el alcalde Gustavo Lobos, los concejales Danilo Gómez, Saúl Naguil y Cristina Ampuero, junto a representantes de Carabineros, ex uniformados y de organizaciones vecinales.
En esta primera instancia, se entregó a todo el componente naval, la condecoración Bicentenario, que recuerda los 200 años de existencia de la Armada de Chile. Posteriormente, un desayuno de recepción dio paso a la entrega de presentes de parte del alcalde Lobos al Suboficial Litoral, Alfonso Balle Ainol, en el día de las Glorias Navales.
A eso de las 10 de la mañana, la misa en recuerdo a los mártires, se llevó a cabo en la Parroquia San José y contó con la presencia de autoridades municipales, alcalde y concejales, organizaciones como el Club de Carreras a la Chilena de Aucho, Bomberos y Carabineros. Quien dirigió la misa fue el párroco de Quemchi, Daniel Mansilla, que recordó a Arturo Prat y destacó la importancia de la gesta heroica, instando a los presentes a imitar el ejemplo de amor por la patria de estos soldados.
Desfile en Plazoleta Yungay
Luego de la misa, las actividades se trasladaron a la Plazoleta Yungay, donde las autoridades tomaron ubicación para poder ser parte de la ceremonia que homenajeó a los mártires de Iquique, con sendos discursos. Las primeras alocuciones estuvieron a cargo del Jefe de Capitanía de Puerto de Quemchi, Cristhian Balladares Norambuena, que rememoró pasajes de lo que fue la lucha por mantener el control del puerto de Iquique, en manos del Perú y de cómo la hidalguía del Capitán Prat y su tripulación, hoy es figura de cómo en la vida hay que enfrentar las dificultades, con decisión y firmeza.
Posteriormente vinieron las palabras del alcalde de Quemchi, Gustavo Lobos, que hizo alusión a la importancia de mantener las tradiciones y ejemplos de los combatientes de Iquique y Punta Gruesa, destacando de ellos, el espíritu de servir a la patria y el respeto por las instituciones.
Los discursos dieron paso a las distintas expresiones ciudadanas que acompañaron esta solemnidad, como la Oda a la Esmeralda, recitada por el pequeño Francisco Renin Antil, del segundo básico de la Escuela Mil Paisajes. Luego vino el reconocimiento a la Banda Instrumental, Corneta Cabrales que cumplió 43 años de vida al servicio de la comunidad, con un galardón que fue entregado por el alcalde Lobos y el suboficial Balladares.
Los honores sonaron con fuerza y fueron oídos con respeto por los presentes, con el toque de campana y el silbato que recordó la hora en que la Esmeralda se hundía en las costas de Iquique. A esto se sucedieron las ofrendas florales entregadas por las diversas entidades presentes.
Como es tradicional, el esquinazo estuvo a cargo en esta ocasión, del Club de Carreras a la Chilena de Aucho, acompañados en la musicalización, por el conjunto folclórico Quilmahue. Fue el mismo club el que llevó la chicha en cacho a las autoridades, quienes brindaron por la memoria de Prat y su tripulación.
Con el encajonamiento de la banda Corneta Cabrales, se dio paso al desfile cívico, que inició con la participación del cuerpo de Bomberos de Quemchi, que mostró sus nuevas adquisiciones: un carro de última generación y una nueva camioneta institucional. Luego vino el turno del Club de Carreras a la Chilena de Aucho, cerrando la primera etapa, la banda Corneta Cabrales, con su desencajonamiento y paso frente a la estatua de Prat.
Quienes siguieron con los sones marciales, fueron los alumnos de la banda instrumental del Colegio Santa Ana, que acompañaron con sus interpretaciones a la Agrupación de Familiares de Discapacitados Nueva Vida; desfilando también el Conjunto Folclórico Raíces Chilotas, culminando esta segunda etapa, con el desencajonamiento de la Banda Instrumental del Colegio Santa Ana.
Finalmente, fue el turno de la Banda Escolar de la Escuela Rural de Lliuco, que marcando presencia con entonaciones militares, vio el paso de las delegaciones del Liceo Polivalente de Quemchi, La Escuela Básica Mil Paisajes, la Escuela Rural de Quicaví, la Escuela Rural de Montemar y cerrando el desfile, la misma banda Escolar; fue el comandante de Bomberos de Quemchi, Carlos Soto González, el que informó al alcalde Lobos el término del desfile en el día de las Glorias Navales.

También te podría gustar...